Recibe nuestra newsletter y enterate de todo en el mundo del deporte

PUBLICIDADE

Top 5: errores que te pueden impedir bajar de peso

Bajar de peso es una de las razones por las que mucha gente comienza a practicar algún tipo de deporte o actividad física. Muchas veces los cambios tardan en llegar y esto puede desmotivar a las persona. Incluso, en algunos casos, provocar el abandono de la actividad.

 

Ver más

Vegetariano y runner, ¿se puede?

Limpiando la casa con batidos detox

Un café para atletas que estimula y ayuda a perder peso

 

Existen muchos factores que pueden afectar y que no ayudan a perder esos kilos de más. Es por ello que puedes estar cometiendo algunos errores que no te dejan bajar de peso.

Conócelos a continuación:

  1. Comer como recompensa. Cuando las personas toman una rutina de ejercicios, generalmente comen con menor cargo de conciencia. Esto puede jugar en contra, ya que usualmente las calorías ingeridas después de hacer deporte son mayores a las quemadas en la misma actividad. Trata siempre de comer algo liviano después de realizar alguna actividad deportiva, tomemos en cuenta que una persona de alrededor de 70 kilos quema 350 kcal corriendo 5 kilómetros.
  2. Cuídate de las calorías en tus bebidas. Nunca subestimes el aporte calórico de las bebidas, los jugos de frutas, las bebidas isotónicas, bebidas energéticas y alcohol. Sé prudente en su consumo. Si estás haciendo deporte, lo mejor es tomar agua y, en algunos casos de mayor exigencia, bebidas isotónicas.
  3. No sumar proteínas a tu desayuno. Las proteínas son nutrientes esenciales para todos los deportistas. Incorpora a tus desayunos huevos duros o revueltos, quesos, yogurt, leche o almendras.
  4. Dormir poco. La pérdida de sueño se asocia generalmente al aumento del hambre y el apetito. Duerme y descansa las horas recomendadas: de siete a ocho por día.
  5. Porciones exageradas. No se trata de comer poco o quedar con hambre: consume una porción que te deje satisfecho. Si al terminar de comer te sientes muy lleno o pesado, es probable que hayas comido más de la cuenta.
¡Compartir por correo electrónico!